BlaBlaCar denuncia a España ante la Comisión Europea por las sanciones impuestas

La Comunidad de Madrid sancionó a dos conductores de Blablacar y abrió tres expedientes a la propia empresa.

La compañía alega que no es una empresa de transporte y considera vulnerado su derecho a la libre prestación de servicios.

El pasado lunes 21, Blablacar presentó una denuncia a España ante la Comisión Europea por las sanciones administrativas decretadas por la Comunidad de Madrid. En la denuncia se indica que las sanciones impulsadas por la Comunidad de Madrid “son contrarias al derecho de la Unión Europea” y “carecen de proporcionalidad”.

La Comunidad de Madrid sancionó a dos conductores de Blablacar por ánimo de lucro y abrió tres expedientes a Blablacar, dos por facturar los servicios y uno más por ofertar servicios de transporte sin tener licencia de dicho servicio. Las sanciones impuestas a la compañía ascienden a un total de 8.800 euros y las dirigidas a dos de sus usuarios son de 4.001 euros cada una.

Blablacar alega que no es una empresa de transporte y considera vulnerado su derecho a la libre prestación de servicios y su libertad de establecimiento dentro del territorio de la Unión Europea, y solicita a la Comisión que adopte las medidas oportunas para evitar que la Comunidad Autónoma de Madrid “continúe con esas prácticas, y a su vez requiera al Estado español que clarifique la legislación aplicable a su actividad”.

La compañía que opera dentro de lo que se denomina economía colaborativa, y pone en contacto por Internet a conductores y pasajeros particulares para compartir los gastos de un determinado viaje, dice tener más de tres millones de usuarios en España y 400.000 en la Comunidad de Madrid. Alegó que la exigencia de una autorización administrativa de transporte a una empresa que ofrece servicios de la sociedad de la información es contraria a la directiva europea sobre servicios de este tipo y a la libertad de prestación de los mismos.

Jaime Rodríguez de Santiago, responsable de BlaBlaCar en España, explica que “el nivel de actividad no ha bajado porque nuestros clientes saben que no están cometiendo ninguna ilegalidad” .”Ahora bien, hemos recibido muchas llamadas con dudas sobre si nuestra actividad es ilegal”. “La actividad de Blablacar es legal y continúa siendo legal”.

Related Posts